Google+

Anuncios

CÓMO SECAR PLANTAS AROMÁTICAS Y MEDICINALES DE LA NATURALEZA



Plantas Medicinales


Las Plantas Medicinales, nos acompañan desde tiempo inmemorial, con el transcurrir de los años, la Naturaleza nos enseña que muchas veces podemos mejorar nuestra salud física y espiritual si empleamos Hierbas Aromáticas como especias, para hacer Tinturas Medicinales, barritas de incienso, infusiones, maceraciones o destilaciones; pero aprender a recorrer el Bosque, cosechar y Secar Flores y Plantas como todo, aunque no es difícil, conviene hacerlo bien para conservar inalteradas todas las Propiedades de las Plantas.



Plantas Aromáticas
Las plantas, deben recogerse cuando han llegado a su madurez, pero no sólo hay que considerar la madurez de la planta, sino también tener en cuenta en qué momento de su crecimiento posee determinadas propiedades, e incluso las características del terreno donde se recoge. En la mayoría de los casos, las plantas recogidas en estado silvestre suelen ser más ricas en principios activos que aquellas que han sido cultivadas. Por lo tanto, es fundamental saber reconocer cada planta y el momento adecuado de recolección para que su aprovechamiento sea óptimo. Si quieres ampliar la información sobre cuándo recoger plantas medicinales sigue éste enlace.



VÍDEO SOBRE CÓMO SECAR PLANTAS EN CASA



Algunas recomendaciones para la recogida de plantas : 

_ Recoja sólo las plantas que conozca
_Hágalo en lugares lejanos de contaminación, nunca en los alrededores de las grandes ciudades ni de complejos industriales, ni si quiera cerca de zonas con agricultura extensiva donde los cultivos hayan sido fumigados y tratados con pesticidas químicos.
_ Recolecte semillas a punto de caerse y de esparcirse, de forma natural, sobre la tierra
_Recoja las raíces en invierno





El proceso de secado : 
Una vez recogidas las plantas hay que colgarlas boca abajo en un lugar aireado. El sol y el aire harán el resto. En el caso de que no encuentre lugar adecuado para este proceso, siempre existe la posibilidad de secarlas en el horno puesto en mínimo, aunque de este modo las plantas pierden parte de sus principios activos. Las plantas secadas en casa pueden conservarse durante un año. Pasado este período se recomienda recoger y secar nuevas plantas.