Google+

Anuncios

LENTISCO, UN ARBUSTO MEDICINAL

Pistacia lentiscus

Lentisco

El Lentisco, en ingles Mastic tree, es un arbusto o pequeño arbolillo medicinal que muy rara vez supera los tres metros, aunque puede llegar hasta los 7 metros si se le deja crecer libremente.

 Sus ramas, tienen la corteza grisácea con el tiempo siendo verdusca cuando la rama no es añosa aún.
 Tiene las hojas alternas, coriáceas y paripinadas. Se mantienen todo el año y son más blanquecinas por el envés.
 Hay plantas femeninas y plantas masculinas, su fruto es una drupa que tarda en madurar desde la primavera hasta el otoño.


   No es muy delicado respecto a la naturaleza del suelo, si bien prefiere que sea rico y bien drenado, aunque se asocia perfectamente con  encinas, mirtos, coscojas, palmitos, aladiernos y otras especies que soportan bien las sequías y mal las heladas.

 Se pueden encontrar por prácticamente todos Los Bosques del Arco Mediterráneo, si bien es más habitual en las zonas meridionales alcanzando altitudes de más de 1000 metros en ocasiones.

 Su madera es de color blanco, dura, y acepta bien el pulimento. Se aprecia en ebanistería y también es un excelente combustible.
 El aceite de lentisco es extraído por el prensado de sus frutos se usaba antiguamente para las lámparas. De la ralladura de esta planta se obtiene el mástike que sirve de base para cementos dentales, gomas de mascar y otros productos muy comunes.


 En la cercanía de Pistacia terebinthus se pueden originar especímenes híbridos con hojas imparipinadas y hojuelas semipersistentes y apices reducidos.



Hojas de Lentisco


 Tiene propiedades astringentes, se emplea en la elaboración de perfumes, para fabricar bases oleosas en la industria de barnices y pinturas, como cicatrizante y fortificante, aperitivo y facilitador de las buenas digestiones.
 Con el se elabora cemento dental y base para la goma de mascar o chicles.